Alergia al Látex

De Pneumowiki - Enciclopedia de Neumología y Neumociencias
Saltar a: navegación, buscar


Alergia al Látex
Clasificación y recursos externos

Wikipedia NO es un consultorio médico Aviso médico

Árbol del caucho .png
CIE-10 T78.40.
CIE-9 995.3

Sinónimos {{{sinónimos}}}

Introducción

El látex es un producto vegetal procesado que se obtiene de la savia del árbol del caucho (Hevea Brasiliensis), y que contiene principalmente goma natural y en menor medida proteínas, lípidos e hidratos de carbono.

Este árbol, originario de la amazonia brasileña, alcanza su madurez a los 5-10 años y tiene una vida productiva de unos 40 años aproximadamente. Para extraer el caucho se realizan cortes diagonales sobre la corteza del árbol y se añaden estabilizadores y conservantes para evitar su tendencia natural a coagular

Desde su descubrimiento en 1736 por el botánico francés Charles Marie de la Condomine, el uso del látex se ha extendido a más de 40.000 productos de diferentes ámbitos. Existen muchos objetos de uso cotidiano que pueden contener látex: adhesivos, tejidos elásticos, preservativos, globos, zapatos, bandas elásticas, …

Además, muchos de los artículos de prevención utilizados en los hospitales están hechos a base de látex: guantes, mascarillas, sondas, jeringuillas, vendajes elásticos, catéteres, etc.

El primer caso de alergia al látex mediada por hipersensibilidad tipo I fue descrito en Alemania en 1927. En España, el primer caso se publicó en 1986.

Entre los últimos años de la década de 1980 y los primeros de 1990 hubo un dramático incremento en la incidencia de alergia al látex coincidiendo con el uso de guantes de látex debido a la epidemia de SIDA. Desde entonces la epidemia de alergia a látex ha ido disminuyendo gracias a la implementación de medidas preventivas como la educación laboral, controles médicos y la introducción de guantes libres de látex.

Alérgenos del látex

Se han identificado y clonado alrededor de 15 proteínas de látex que se comportan como alérgenos, nominándose con el prefijo Hev b. Las principales características en cuanto a relevancia en clínica de los distintos alérgenos se resumen en la tabla 1.

Tabla 1. Alérgenos de látex .png

Se conocen varios factores que aumentan la probabilidad de desarrollar sensibilización al látex. Entre ellos destaca el antecedente de atopia, número de intervenciones quirúrgicas a las que se sometió un paciente y factores genéticos, particularmente el HLA de clase II y genes de IL13 e IL18.

También se ha descrito como factor de riesgo la presencia de alergia alimentaria a frutas y verduras de la familia látex. Esta reactividad cruzada se denomina síndrome látex-fruta y se debe al reconocimiento por IgE específicas de estructuras proteicas similares al látex en alimentos tales como plátano, kiwi, papaya, castaña.

La sintomatología por exposición al látex puede deberse a mecanismos inmunológicos y no inmunológicos. Dentro de los mecanismos inmunológicos se incluyen los de hipersensibilidad inmediata y retardada. La manifestación clínica habitual de la hipersensibilidad tipo IV es la dermatitis de contacto alérgica.

Las reacciones de hipersensibilidad tipo I se producen por reconocimiento mediante IgE especificas contra alérgenos proteicos del látex, los Hev-b, que han ingresado por vía hematógena, inhalatoria, transmucosa o cutánea, y se manifiestan como anafilaxia, urticaria, angioedema, rinoconjuntivitis o asma bronquial.

Epidemiología

La prevalencia de sensibilización al látex es variable dependiendo de la población que se estudie. En la población general, se ha descrito una prevalencia del 1%. En grupos donde el contacto es mayor, como los trabajadores de la salud, los trabajadores de la industria del látex y los pacientes sometidos a múltiples cirugías, la prevalencia es mucho mayor, describiéndose un 17, 8 y 37%, respectivamente. Los pacientes con espina bífida representan la población de mayor prevalencia, con una sensibilización de hasta un 67%.

La relevancia epidemiológica del asma por látex está fuera de toda duda. A partir de la década de 1980, el látex ha pasado a ser uno de los agentes etiológicos más frecuentes de asma ocupacional, con una prevalencia que varía entre el 2,5 y el 10%, especialmente entre el personal sanitario. Estas cifras dan una idea de la gravedad del problema.

Manifestaciones clínicas

La heterogeneidad de los síntomas de alergia al látex depende de la vía de exposición, de la cantidad de alérgeno a la que el paciente se expone y de factores individuales.

Las proteínas del látex pueden actuar como aeroalérgenos, una vez absorbidas a ciertas partículas transportadoras como el polvo de almidón de maíz o el talco del interior de los guantes y se aerosolizan al manipular los mismos.

La rinitis y asma alérgico por látex afecta fundamentalmente a pacientes expuestos al látex por vía inhalada, profesionales sanitarios y trabajadores que usan guantes protectores o bien que trabajan expuestos al látex en el ambiente laboral. Los síntomas no difieren de los cuadros clínicos clásicos de la rinitis y el asma alérgico. Pueden mostrarse como entidades clínicas aisladas o formar parte de una reacción sistémica anafiláctica.

Otra manifestación respiratoria muy poco frecuente de la alergia al látex es la bronquitis eosinofílica por látex.

Diagnóstico

El diagnóstico de la alergia al látex se fundamenta en la sospecha clínica que relacione los síntomas y una exposición a alguna fuente de látex. En la historia clínica se debe investigar la presencia de factores de riesgo como son los antecedentes alérgicos, atopia, las cirugías previas o exploraciones con productos de látex, y pertenecer a un grupo de riesgo ya identificado. Además, se debe investigar la concurrencia o no de reacciones asociadas al contacto e ingesta de aquellas frutas que con mayor frecuencia están implicadas en el síndrome látex-frutas.

El asma bronquial por látex se incluye dentro del grupo de asma ocupacional por alérgenos de alto peso molecular. Aunque la prueba diagnóstica más fiable es la provocación bronquial específica, se trata de una prueba compleja, que requiere equipamiento adecuado y personal entrenado en su realización y solo se lleva a cabo en algunos centros de referencia. Por ello, generalmente el diagnóstico se realiza basándose en una historia clínica compatible, demostración de hiperreactividad bronquial inespecífica y de pruebas cutáneas de hipersensibilidad inmediata positiva.

El prick-test es considerado el método de elección para confirmar o descartar alergia al látex. Los extractos estandarizados tienen una sensibilidad del 93% y una especificidad del 100%. Aunque son seguros, se han descrito casos aislados de anafilaxia al realizar el prick-test al látex. En España se dispone de diferentes extractos comerciales, algunos estandarizados in vivo, ALK-Abelló-España, Stalllergenes Ibérica. También es posible realizar una prueba en prick-prick directamente de la cara interna del guante de látex. No se recomienda la realización de test intradérmicos, por la frecuencia de falsos positivos y de reacciones adversas.

Se dispone comercialmente de la determinación de la IgE específica frente a los antígenos recombinantes de Hev b1, 3, 5, 6.01, 6.02, 8, 9 y 11, mediante el método de ImmunoCAPTM (Phadia, Upsala, Suecia). Cuando se considera como punto de corte positivo un resultado superior a 0,35 kU/L la sensibilidad es de un 97% con especificidad del 83%.

Las pruebas de provocación específica por vía inhalatoria con látex se realizan por diversos métodos que pueden agruparse en aquellos que utilizan un extracto acuoso de látex y los consistentes en manipular o sacudir guantes, que, por tanto, generan un aerosol de polvo.

La provocación bronquial específica es necesaria en ciertos casos para confirmar el diagnóstico de asma por látex, aunque existe el riesgo de que aparezcan reacciones de broncoespasmo grave o anafilaxia durante la misma. Por lo tanto, debe realizarse siempre en condiciones controladas y por personal experto.

Tratamiento

Existen cuatro posibles estrategias de prevención y manejo de los síntomas, una vez que el paciente ha sido diagnosticado de asma por látex:

-Evitación: es la mejor intervención terapéutica, la más efectiva y la más barata. Las otras tres no sustituyen a una evitación efectiva del látex.

-Farmacoterapia antiasmática: broncodilatadores y corticoides, siguiendo las recomendaciones de las guías de manejo de asma como GINA o GEMA.

-Terapia anti-IgE: omalizumab. En los casos de asma grave no controlado, fenotipo alergénico, siguiendo las indicaciones de tratamiento con omalizumab. Existe poca evidencia en el uso d este fármaco en pacientes sensibilizados que no pueden evitar la exposición a látex.

-Inmunoterapia específica: tiene un uso limitado. Se requieren más estudios que defina su utilidad clínica y una mejor estandarización de los extractos empleados. Las nuevas formas de inmunoterapia específica dirigidas a linfocitos T podrían mejorar la eficacia de este tratamiento.

Prevención

Las estrategias de evitación y prevención deben ser multicomponentes, evitando la sensibilización de los individuos no alérgicos, así como la exposición de los pacientes ya sensibilizados. Por lo tanto, deben tener en cuenta aspectos individuales, institucionales y políticas de población general.

En la evitación individual destacaríamos:

-Identificación de los pacientes con alergia al látex mediante brazaletes, chapas, alertas en historia clínica electrónica, en historia laboral, etc.

-Disponer de adrenalina autoadministrable.

-Utilización de guantes y productos sin látex.

-Aviso de alergia al látex antes de cualquier procedimiento sanitario: quirúrgico, odontológico, ginecológico, etc.

Entre las medidas de evitación institucional y de población general destacaría el desarrollo de políticas medioambientales de espacios “seguros de látex”:

-Control medioambiental de niveles de aeroalérgenos de látex, con equipos muestreadores.

-Etiquetado correcto de todos los productos de látex, que facilite su identificación a simple vista y evite errores de uso.

-Políticas de reemplazamiento de productos que contienen látex por otros materiales alternativos que no lo contengan (personal sanitario, peluquerías, supermercados, etc.).

Bibliografía


Icon url.jpg Articulos Relacionados acerca de Alergia al Látex

*Articulos en Pubmed
*Articulos en Google Scholar